10 diferencias entre un redactor de contenidos y un copywriter.

Juanca Linares - 10 diferencias entre un redactor de contenidos y un copywriter.

¿Aún usas de manera indistinta el término redactor de contenidos y copywriter?

Seguro que por internet te has encontrado con información contradictoria. Que si es lo mismo, que si no lo es… A veces incluso entre gente que trabaja en el sector del marketing digital hay confusión.

Por eso, si te has planteado ofrecer tus servicios como redactor de contenidos o si ya lo haces pero quieres ampliar tu oferta añadiendo los de copywriter, te animo a que leas las 10 diferencias que yo encuentro entre ambos.

Entra a este curso gratuito para descubrir cómo vivir del copywriting

Vamos a verlas.

1. El redactor de contenidos escribe más que un copywriter

Cuando digo que escribe más, me refiero a la cantidad de textos.

Un redactor de contenidos es capaz de escribir varios artículos para un blog en un solo día. De hecho, lo habitual es que estos profesionales cobren por palabras. Así que cuanto más escriben más ganan.

Sin embargo un copywriter creará textos más largos o más cortos en función de las necesidades para conseguir el objetivo, la conversión. No cobrará más por una página de ventas muy larga. Lo que persigue es convencer y para ello se extenderá lo que considere necesario.

Así que un copywriter invierte más tiempo en investigar y definir la estructura de los textos de venta de lo que tarda en escribirlo. Y ya sean muchas o pocas palabras, cobra por proyecto.

2. El redactor web informa, el copywriter vende

El trabajo más demandado de un redactor digital es la de escribir textos para blogs.

Su objetivo principal es el de ofrecer información de interés para el público objetivo al que está orientada la web. Es decir, la labor es sobre todo informativa, contar cómo sacar el mejor partido a los productos o servicios que ofrece la web, etc.

Por otro lado, el trabajo de un copywriter con los textos para páginas webs, páginas de venta, mails para embudos de venta, anuncios para Ads, etc., está orientada a la conversión.

Simplificando: los objetivos y técnicas de redacción son diferentes.

3. El copywriter necesita conocer la estrategia de venta, el redactor de contenidos no necesariamente

Si bien también es recomendable que el redactor de contenidos sepa orientar sus textos para conseguir que el lector del blog realice una acción, no es tan crítico como cuando estamos hablando directamente de mejorar las ventas.

Como la misión del copywriter es aumentar la conversión, para que sus textos funcionen necesita saber sí o sí cuál es la estrategia de marketing y a través de qué vías llegará el tráfico que leerá esos textos.

4. Un redactor de contenidos cobra menos que un copywriter

Cuidado, no digo que gane menos a final de mes.

Pero como ya he comentado, un redactor suele cobrar en base al número de palabras que entrega al cliente. Si tienes un flujo de clientes suficiente para llenar tu agenda mensual de trabajos de redacción, puedes ganarte la vida muy bien.

Sin embargo el trabajo de un copywriter está enfocado a conseguir un objetivo concreto. No tiene porqué ser únicamente vender. Se puede hacer uso del copy para generar comunidad, para conseguir suscriptores o cualquier otro objetivo. Y la extensión de los textos dependerá de la estrategia, el origen del tráfico, etc.

Un copywriter no cobra por palabras, sino por proyectos. Y no entrega textos a diario. Sino que son el resultado de semanas de trabajo. Así que si calculas el precio por palabra de un copywriter seguramente te salga más cara.

5. Un copywriter necesita más información sobre tu negocio que un redactor de contenidos

¿Cómo puede un copy mejorar los resultados de conversión del producto o servicio que tiene que vender? Investigando mucho.

Para ello tendrá que preguntar a su cliente por su negocio. Conocer sus valores, su tono de comunicación, su público objetivo y buscar la diferenciación.

Utilizará todas las herramientas que estén en su mano: reuniones con el cliente para hablar de su negocio, tendrá que preparar encuestas para preguntar a los clientes su opinión, tener acceso a las estadísticas de la web, mapas de calor, etc.

Sin embargo, el redactor de contenidos no necesita tanta información. Sí que debe investigar. Sobre todo si no conoce el sector. Pero no ahondará tanto.

6. Un redactor de contenidos puede ajustar su presupuesto con más facilidad que un copywriter

Las necesidades de un negocio varían constantemente, y con ellas la estrategia de contenidos.

Donde antes necesitabas que el redactor escribiese artículos para el blog de 1000 palabras para posicionar por palabras clave, ahora necesitas que sean más cortos y que trabajen mucho más la marca. Y a menos palabras, más barato cada artículo.

Pero en el caso del copywriter la flexibilidad no es tanta. La mayor parte de su trabajo es la investigación. Así que poco puede ajustar el presupuesto si un cliente se lo pide.

Si hay rebaja de precios, será a costa de reducir las probabilidades de acertar y conseguir vender más. ¿Eso es lo que quieres?

7. Marca personal

Así como los diseñadores siempre dejan su firma en todas las webs que entregan, a los redactores de contenido no les dejan firmar sus artículos. Con alguna excepción.

Cuando se trata de redactores digitales, como su trabajo es escribir para otras marcas, muchos permanecen en el anonimato. Hay quien lo prefiere. Aunque también hay algunos redactores digitales que empezaron con su propio blog y se han hecho un nombre.

Si embargo, si lo que quieres es trabajar como copywriter, tendrás que trabajar sí o sí tu marca personal. No es opcional. Tienes que predicar con el ejemplo y demostrar que eres capaz de vender a través de tus textos en internet. ¿Qué mejor manera que aplicar con uno mismo lo que sabe hacer para los demás?

8. Conciliación: una cuestión de volumen de trabajo

Si un redactor de contenidos tiene que ganarse la vida en exclusiva de los textos que escribe y cobra por palabra, piensa cuántas horas necesita pasar tecleando para conseguir un sueldo medio.

Mejor, te hago yo la cuenta: si quieres facturar 1500€ al mes y cobras 5 céntimos por palabra, tendrás que escribir 30mil palabras al mes. Treinta mil…

En cambio el copy cobra por pieza. Investiga más, pero escribe menos.

Los textos de una web básica puede rondar entre 600 y 1000 euros. Con 3 clientes al mes tendría suficiente. Y mucha tarea también…

9. El redactor de contenidos tiene más competencia

Si bien hay mucha más demanda de redactores de contenidos que de redactores publicitarios, la verdad es que también hay mucha más competencia. Son legión.

Sin embargo, aún sigue habiendo menos copywriters (redactores publicitarios) en el mercado. Y la demanda de buenos argumentos de venta para negocios online sigue en auge.

10. La formación continua: una exigencia para un copywriter, una opción para el redactor de contenidos

Si bien ambos profesionales no deben estancarse, es mucho más crítico para un copywriter mantenerse informado de las nuevas fórmulas de venta, de técnicas de persuasión, seguimiento de campañas, estudio de grandes referentes de la publicidad, etc.

Descubre en este post los mejores cursos de copywriting

Para el redactor de contenidos es mucho más sencillo. Aunque se mantenga al tanto de las tendencias del sector en el que está especializado, para la labor informativa no necesitará innovar tan a menudo.

Como ves ambos son trabajos con el que ganarse la vida escribiendo en internet. Y ambos tienen sus pros y sus contras.

Y tú, ¿qué prefieres?

Comparte 10 diferencias entre un redactor de contenidos y un copywriter. en tus Redes Sociales



También te puede interesar...

Copywriter. Tus clientes no quieren ver características, sino soluciones. Te ayudo a dárselas con las palabras adecuadas.

Escribe tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE LA POLÍTICA DE PRIVACIDAD

Juanca Linares solicita tu consentimiento para publicar y moderar los comentarios. Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. En todo caso, los datos que nos facilitas están ubicados en servidores cuya sede se encuentra dentro del territorio de la UE o gestionados por Encargados de Tratamiento acogidos al acuerdo “Privacy Shield”. Visita la política de privacidad para consultar cómo ejercer los derechos de acceso, rectificación o supresión de datos, entre otros. Si no facilita los datos solicitados como obligatorios, puede dar como resultado no poder cumplir con la finalidad para los que se solicitan

21 Comentarios en 10 diferencias entre un redactor de contenidos y un copywriter.

  • Lydia

    Escrito el 07 de mayo de 2018 a las 21:23h Responder

    Una cosa me queda clara…si puedes elegir ¡prefieres no hacer redacción! Entiendo tu postura, pero creo que con esfuerzo y dedicación también se puede llegar a vivir de ella (la premium como diría J. Pastor). Es cierto que tengo la sensación de que es un sector muy mal vendido y eso perjudica a quien realmente es capaz de aportar valor. Posicionarse como redactor de «buen pedigree» no debe ser tarea sencilla, en cualquier caso.

    ¡ Saludos!

  • Juanca Linares

    Escrito el 08 de mayo de 2018 a las 17:38h Responder

    Lo bueno de ser tu propio jefe es que puedes elegir trabajar en los proyectos que más te gustan, ¿verdad? A mí sin duda el copywriting me tiene enamorado, sé que no soy objetivo. En cualquier caso, como bien dices, la redacción premium también puede ser rentable.

  • ROSA RODRIGUEZ

    Escrito el 25 de mayo de 2018 a las 17:46h Responder

    hola, Sr. Linares, te felicito haz tomado lo que te tiene enamorado
    por lo que se entiende, que lo que haces te apasiona, yo soy de Venezuela lamentablemente aquí nos quedamos en involución….
    Me encuentro incursionando en esto como una solución a nuestra crisis, por lo de redactor en este momento me funcionaría y digo ía, porque apenas estoy esperando respuesta de una empresa de redactores. Díme si puedo contar con su apoyo si necesito alguna dirección, por favor, Recibe mi humilde
    admiración.

    • Juanca Linares

      Escrito el 25 de mayo de 2018 a las 21:33h Responder

      Hola, Rosa.

      Gracias por el comentario. ¡Claro que puedes contar conmigo si te puedo ayudar en algo!

      La redacción es un mundo interesante, mucho ánimo con ello.

  • ✔️ Qué es copywriting: descúbrelo en 10 minutos.

    Escrito el 06 de junio de 2018 a las 07:26h Responder

    […] Una mezcla de desconocimiento y despreocupación por parte de los clientes y de jeta por el lado de algunos redactores que quieren subir sus tarifas haciéndose llamar copywriters es la culpable. Y es que hay muchas diferencias entre un copywriter y un redactor. […]

  • Fran

    Escrito el 08 de junio de 2018 a las 12:15h Responder

    Buen artículo; sólo un matiz, no estoy de acuerdo en lo que dices de que un redactor de contenidos «no debe saber de todo». Los conocimientos de SEO, contenidos digitales, neuromarketing, etc, son tan necesarios como en un copywriting en un entorno tan digital. Eso sí, mucho peor pagado porque convierte menos. Un saludo

    • Juanca Linares

      Escrito el 08 de junio de 2018 a las 12:34h Responder

      Gracias, Fran.

      Es cierto que para ser un redactor premium todos los conocimientos que citas son necesarios. En el artículo me centro más en esa redacción peor pagada por la que todo el mundo empieza.

      No obstante, por supuesto que cuantos más conocimientos poseas más valor agregas a tu trabajo, estés en el punto que estés. Un placer leer tu punto de vista.

      Saludos.

  • Lorena Fdez

    Escrito el 27 de junio de 2018 a las 13:03h Responder

    Muy buen post, pero tengo que decir, como redactora de contenidos que soy, que no estoy de acuerdo en casi nada, la verdad…

    Soy redactora de contenidos, entre mis tareas hay mucho más que solamente escribir, todos mis clientes me piden SEO, WordPress, así como conocimientos en redes sociales y marketing digital, realizo infografías, edito, investigo (es de lo que más tiempo lleva en mi trabajo), etc. Ah, y mi marca personal es fundamental para conseguir nuevos clientes, me lo he currado, y, a día de hoy puedo decir que vivo de lo que hago.

    Entiendo que hay diferencias con un copy, pero llevar a los redactores de contenidos a algo tan simple como lo que he visto en este post, pues no lo veo, la verdad. Creo que hoy en día, para ser redactor de contenidos, sobre todo en el mundo digital, solo con saber escribir y el word no se llega a ninguna parte. Por otro lado, está bien encontrar puntos de vista tan diferentes.

    Un saludo!

    • Juanca Linares

      Escrito el 27 de junio de 2018 a las 15:14h Responder

      Gracias por el comentario, Lorena, es realmente interesante.

      En este post quería poner cara a cara al copy con el tipo de redacción con el que la mayoría de personas empiezan: redacción mal pagada, de poca calidad, en la que se paga al peso.

      Por supuesto que un buen redactor debe conocer todo lo que tú comentas. Es solo que ese tipo de redactores no suele ser lo habitual. Por desgracia, lo más común es el tipo de redacción al que me refiero en este post.

      Muchas gracias por la crítica, espero volver a verte por aquí.

      Un saludo.

      • Lorena

        Escrito el 27 de junio de 2018 a las 20:38h Responder

        En los comentarios queda claro, pero creo que el post no deja en buen lugar la profesión de redactor de contenidos, y trabajos mal pagados en el sector digital en general, tanto community managers, como diseño gráfico e incluso copywriting, de lo que comentas, hay mucho en todas.
        Tanto empresas que les importa un pimiento y que buscan lo más barato y les da igual la calidad, como redactores que, como tu dices, solamente escriben textos por casi nada de beneficio y solo se dedican al word. También hay muchos que piensan que community manager puede ser cualquiera, y muchas empresas que ponen al becario de turno aunque no tenga formación ninguna en ello, pero eso no define a la profesión de un community manager (hay mucha formación, conocimientos y habilidades detrás).
        Solamente dejar claro que la profesión que describes no es para nada la de un redactor freelance o redactor de contenidos, y no me gustaría que la gente se quedara con eso, más que nada porque es de lo que vivo. Es diferente a la de copywriter, sí, y cada empresa tendrá que ver qué tipo de perfil es el que necesita en su caso concreto. Y con esto ya me despido. Un saludo!

        • Juanca Linares

          Escrito el 28 de junio de 2018 a las 17:33h Responder

          La verdad es que con vuestros comentarios me habéis convencido.

          La intención del post era diferenciar dos trabajos que muchas personas usan como sinónimos, y creo que he creado aún más confusión.

          Prometo rehacerlo intentando acabar con esa confusión y hablando tanto de la redacción básica como del redactor formado que se gana la vida con ello.

          De verdad, mil gracias por tu aportación.

          Un saludo 🙂

  • Roger Garcia

    Escrito el 28 de junio de 2018 a las 14:56h Responder

    Un artículo muy completo, Juanca, aunque a mi entender parte de una premisa errónea…

    Creo que se confunde «redactor» con «redactor web», que como bien dices es una parte bastante limitada y maltratada de esta profesión.

    Para mí, un redactor es un profesional que ofrece servicios de redacción de contenidos online y offline, que pueden ser publicitarios, informativos, opinativos, interpretativos, etc. Puede trabajar para particulares, emprendedores, empresas, agencias y medios de comunicación.

    Una vez me puse a hacer un listado de los servicios que puede ofrecer un redactor y me salieron más de 50: textos para web, artículos para blog, cartas y e-mails, notas de prensa, discursos, revistas de empresa, folletos y catálogos, descripciones de producto, planes de negocio, publirreportajes, artículos de opinión, ebooks, contenidos de formación, etc.

    Por su parte, técnicamente un copywriter es un redactor de textos publicitarios, tal y como lo definen el diccionario Oxford (https://en.oxforddictionaries.com/definition/copywriter) y la Wikipedia (https://es.wikipedia.org/wiki/Copywriter).

    De toda la vida, el copywriter ha sido el redactor creativo que trabaja para una agencia de publicidad, ya sea en plantilla o como freelance. Sin embargo, en los últimos años se ha puesto de moda hablar de los copywriters como una especie de redactores 2.0 que son más guays y ganan más pasta con solo dedicar unas horas al día a inseminar a sus clientes con su genial creatividad… Normalmente, eso se acompaña del consabido curso que te cambiará la vida.

    No sé de dónde sale el dato de que el 99% de los redactores freelance no llegan a fin de mes… Yo llevo más de 15 años ganándome la vida como redactor. También conozco a muchos redactores que viven de esto, tienen hijos, se compran pisos… Tal vez no se hagan millonarios, pero si no les saliera a cuenta trabajar escribiendo, seguramente lo hubiesen dejado ya.

    Por cierto, estos redactores profesionales que conozco también trabajan su marca personal, se forman en SEO, branding, escritura persuasiva, etc. y tienen muchas ganas de seguir creciendo y mejorando. ¡En serio, cuando me cuentan todo lo que hacen, me siento acomplejado!

    En fin, seguro que ser copywriter mola mucho…

    ¡Pero de momento creo que yo me conformaré con seguir siendo un pobre redactor! 😉

    Un abrazo

    • Juanca Linares

      Escrito el 28 de junio de 2018 a las 17:35h Responder

      Hola, Roger.

      Te digo lo mismo que he respondido en el comentario anterior: lleváis razón.

      Aunque la intención era dar información para que se dejasen de utilizar como sinónimos, he creado aún más confusión.

      Voy a rehacerlo teniendo en cuenta vuestras aportaciones, porque no os falta razón.

      Disculpa si habéis sentido este post como un ataque a los redactores, no era ni mucho menos la intención.

      Te avisaré cuando lo haya vuelto a hacer por si quieres aportar algo más.

      Muchas gracias por el comentario, de verdad.

      Un saludo.

  • Roger Garcia

    Escrito el 29 de junio de 2018 a las 14:25h Responder

    Discúlpame tú a mí, porque creo que he mandado el mismo comentario varias veces… ¡No quería hacerte spam!

    No siento tu artículo para nada como un ataque a mi profesión, al contrario, me parece que ha servido para generar un debate muy interesante. Hace tiempo que me ronda por la cabeza escribir un post sobre la diferencia entre un redactor y un copywriter, pero reconozco que no he sido capaz porque ahora mismo existe mucha confusión al respecto.

    Felicidades por el artículo, por tu estupenda página y por favor sigue arriesgándote con nuevos planteamientos y enfoques en tus posts… ¡Da gusto ver propuestas frescas!

    Saludos

    • Juanca Linares

      Escrito el 03 de julio de 2018 a las 19:46h Responder

      Aclarado entonces 😉

      Espero leer tu artículos sobre las diferencias entre redactor y copywriter, a ver si entre todos damos algo de luz al tema, porque es cierto que no resulta fácil.

      Muchas gracias por tus palabras, de verdad.

      Un saludo.

  • Jairo Zambrano

    Escrito el 12 de junio de 2019 a las 18:13h Responder

    El texto es bastante simplista.
    De la tanta investigación que indica que debe hacer un copy no se ve reflejada en el post.

    Ser redactor es un trabajo bastante más complejo que darle a la tecla, hay mucha investigación de por medio, SEO, incluso trabajo de campo que requiere horas.

    En cuanto al trabajo de a centavo por palabra, lo hay para todos los sectores de la comunicación, redactores, copys, cm, etc.

    • Juanca Linares

      Escrito el 19 de junio de 2019 a las 08:47h Responder

      Hola, Jairo. Este post va a ser rehecho, ya que fue escrito cuando aún no tenía un buen conocimiento de estos sectores y la realidad no es la que el post describe. Espero que tras los cambios te guste más.

      Un saludo.

  • Marta Cano

    Escrito el 09 de julio de 2019 a las 08:16h Responder

    El coywriter es mucho más completo. No es una máquina de generar textos, es mucho más. Pero por esa misma razón, y como dices, no todos los redactores pueden transformarse en copywriter,

    • Juanca Linares

      Escrito el 09 de julio de 2019 a las 09:28h Responder

      Es interesante tu punto de vista porque el post ha generado mucho debate al respecto.

      Gracias por aportar tu opinión.

      Un saludo 🙂

  • Alba

    Escrito el 21 de mayo de 2020 a las 16:40h Responder

    Se nota que no has estudiado periodismo. Tanto un redactor como un copy tienen que informarse, investigar, tratar con personas (clientes o fuentes) y escribir con un tono adecuado, coherente y que capte la atención del lector. Y te lo digo porque, aunque ahora esté desempleada, he sido ambas cosas. Y de una profesión a otra tampoco había tanta diferencia…

    • Juanca Linares

      Escrito el 16 de junio de 2020 a las 09:20h Responder

      Hola, Alba. He modificado el post porque contenía varios errores (cosas de haberlo publicado como principiante). Espero que ahora sea más de tu gusto. Un saludo.

Pin It on Pinterest